Los ejercicios para quemar grasa tienen dos características principales: involucran varios grupos musculares y elevan el ritmo cardíaco. Bajo esos parámetros, los burpees se han colocado como uno de los mejores y más efectivos que existen.

Además de trabajar todo el cuerpo, este movimiento no requiere de ningún elemento externo y se puede realizar en cualquier lugar. Podríamos seguir hablando mucho más tiempo de todos los beneficios que tiene este ejercicio, pero mejor conocer otros que también entran en esta categoría y que, según algunos expertos, son mejores que los burpees.

Teniendo en cuenta la opinión de diferentes entrenadores, te presentamos cinco ejercicios para quemar grasa que no pueden faltar en tu rutina. Todos cumplen con las reglas básicas que mencionamos al inicio, por lo que con ellos quemarás muchas calorías y tu ritmo cardiaco se irá a las nubes. Dicho de otra forma, eliminarás los kilos que le sobran a tu cuerpo.

1. SALTOS EN BANCO ALTERNANDO PIERNAS

Este ejercicio provee una manera de entrenar la parte baja de tu cuerpo sin impacto y quemar calorías a la velocidad de la luz. Involucra más las caderas, así que es más fácil para tus rodillas.

Además, los glúteos son el músculo más grande del tren inferior (o deberían serlo). Estar sentado mucho tiempo, provoca que tu trasero desaparezca, así que mientras más puedas ejercitarlo, mejor.

2. OLAS CON CUERDAS PARA QUEMAR GRASA

Este ejercicio no requiere calentamiento y solo necesitas poner algo de música, un cronómetro y hacerlo realmente rápido. Es muy sencillo para las articulaciones de la parte baja de tu cuerpo y te puedes recuperar de él casi instantáneamente.

Intenta mover las cuerdas durante entre 10 y 20 segundos, luego descansa entre 40 y 50 segundos. Alterna entre las diferentes variantes y simplemente hazlo tan duro como puedas mientras contraes el abdomen y mantienes la espalda recta.

3. DESPLANTES CAMINANDO

Este ejercicio es la versión fortalecedora y estabilizadora de correr. Puedes hacerlo continuamente porque te estás moviendo de un lado a otro, lo que estimula la pérdida de grasa al máximo. Este aumento en el rango de movimiento activa en gran medida tu metabolismo.

Si tu meta es quemar grasa, termina cada entrenamiento con 10 minutos de este ejercicio. Mejorará la movilidad de tus caderas, hará tus rodillas a prueba de balas, derretirá la grasa y mejorará tu condición física. Asimismo, correrás, harás sentadillas y saltarás mejor.

4. PASO DE OSO

Este ejercicio es tan simple como beneficioso. Mejora la posición de las costillas y la pelvis y la mecánica de tu respiración. Incrementa la estabilidad de tus hombros y fortalece tus manos, muñecas y torso. También involucra a tus muslos y tren superior, convirtiéndolos en una fiesta de quemar grasa.

Mezcla el paso del oso con los desplantes caminando para tener lo mejor de ambos mundos. De hecho, el paso del oso mejora tu movilidad para hacer desplantes.

Realiza paso de oso durante un minuto, luego desplantes por dos minutos. Esa es una serie. Haz un total de 10. Es un gran entrenamiento que además puedes hacer en todos lados.







El Mejor Ejercicio para Bajar la Barriga y Marcar el Abdomen 💪


5. THRUSTER EN BANCO

Este ejercicio, que se ha popularizado gracias al crossfit, combina una sentadilla y un press por arriba de la cabeza. Es muy común en los entrenamientos de acondicionamiento metabólico, y con justa razón, trabaja todo tu cuerpo y realmente aumenta tu ritmo cardíaco.

Sin embargo, mucha gente no tiene la movilidad o la técnica para realizarlo correctamente y si a esto le suman muchas repeticiones y poco descanso, puede resultar peligroso. Puedes evitar esto sentándote en un banco. Esto te ayuda a mejorar tu sentadilla sin sacrificar la quema de calorías. Trata de realizar 20 segundos, descansando 10, durante 10 series.

Por último, recuerda que estos ejercicios los puedes hacer en grupo (rutina ‘full body’) o por separado (según los grupos musculares). Lo importante es que los incluyas en tu entrenamiento y puedas sacar provecho de sus beneficios.

Artículos Relacionados