El coronavirus sigue siendo el tema del momento en el mundo entero. Por un lado, mucho se habla de la nueva ola de contagios provocada por la variante ómicron; y, por otra parte, también se sigue discutiendo acerca de las vacunas. Una de las responsables de lo segundo es Ebanie Bridges, la reconocida boxeadora profesional australiana.

La bella deportista, que ostenta el título de peso supergallo femenino australiano ANBF desde 2020, aseguró en sus redes sociales que le crecieron los pechos después de aplicarse la vacuna de Pfizer. En su cuenta de Twitter bromeó con el tema y publicó una imagen de su escote.

La peleadora también comentó en esa misma red social un artículo en el que se afirma que «las mujeres afirman que tienen pechos más grandes después de vacunarse con Pfizer». La boxeadora, de 35 años, dijo lo siguiente: «No voy a mentir, siento que mis pechos están enormes últimamente… debe ser por el pinchazo, todo empieza a tener sentido».

Para quienes no la conocen, Ebanie Bridges es una boxeadora profesional australiana con un récord de siete victorias (tres de ellas por nocaut) y sólo una derrota. Es ex-culturista y profesora de matemáticas en Sidney, pero se hizo famosa tras vender por Internet un par de sus calcetines de entrenamiento -usados- por 500 dólares a un seguidor que los solicitó a través de las redes sociales.

La ‘Bombardera Rubia’, como se le apoda por su desempeño dentro del ring, puso en marcha un negocio de venta de calcetines usados que, afirmó, le hizo ganar más de 4.000 dólares en menos de cuatro semanas. Finalmente, habrá que seguir de cerca este posible nuevo efecto secundario generado por las vacunas contra el Covid-19.

Artículos Relacionados