Llegó diciembre con su alegría, mes de parranda y animación. La Navidad y el Año Nuevo traen consigo mucha rumba y mucha comida, dos cosas que pueden afectar notablemente nuestra imagen corporal.

Aunque todos sabemos que es muy difícil resistirse a los placeres del último mes del año, no está de más tener en cuenta algunos tips para no engordar en Diciembre. Son diez recomendaciones que te permitirán disfrutar de las natillas y los buñuelos sin remordimiento.

Estos consejos deberías ponerlos debajo del arbolito o encima del pesebre para poder verlos todos los días. Antes de dejarte con cada uno de ellos, recuerda que en la disciplina y la constancia está la clave del éxito. Si no quieres engordar en navidad y año nuevo ten muy presente todo lo que leerás a continuación.

1. MANTENER UNA ALIMENTACIÓN SALUDABLE

Los días en que no hay nada que celebrar no debes comer en exceso ni alimentos cargados de azúcar. Debes mantener una alimentación saludable (basada en verduras, frutas, cereales y legumbres) y seguir llevando a cabo tu dieta. Esto te permitirá poder disfrutar de la cena navideña sin ninguna limitación.

2. COMER VERDURAS ANTES DE LAS FIESTAS

Verduras como las alcachofas, los espárragos, el puerro, la cebolla y el apio, y frutas como la piña o el kiwi, tienen que ser tu aliadas los días previos a navidad y año nuevo. Prepara a tu organismo para lo que le va a venir.

3. EVITAR AYUNOS Y DIETAS MILAGROSAS

Esto debes hacerlo tanto antes como después. No debes ayunar ni caer en ninguna dieta fraudulenta que te prometan perder muchos kilos en poco tiempo, son todas promesas rotas. A la larga solo conseguirás coger más peso y pasar hambre y ansiedad. No intentes compensar los excesos con ayunos, no funciona.

4. HACER EJERCICIO EN NAVIDAD Y AÑO NUEVO

No te saltes ni un día de actividad física, acude a tu cita habitual con el deporte. Y si tu gimnasio, centro de yoga o de pilates cierra en el mes de diciembre, recuerda que tienes la montaña, la playa y la ciudad para salir a correr. En navidades, más activo que nunca.

5. SON 6 DÍAS DE FIESTA

Limítate a las seis celebraciones que hay: día de velitas, novena de aguinaldos, navidad, noche vieja, año nuevo y reyes. El resto deben ser días comunes y normales, manteniendo tu dieta habitual, como comentábamos en el primer punto.

6. TOMAR POCAS BEBIDAS

El alcohol es uno de los principales motivos por los que engordamos en estas fechas. Tanto por el exceso calórico que contienen como por el desplazamiento al día siguiente de las ingestas. Para que esto no te pase, márcate un límite razonable. Como siempre, la mejor opción es no consumir ni una gota, pero siendo realistas, todos brindamos en Navidad y Año Nuevo.

7. COMER NATILLA Y BUÑUELOS CON MODERACIÓN

Tenemos festivos de sobras para comer dulces navideños. Elige uno por día y come únicamente una porción de ese dulce en el día elegido. Haz lo mismo con cada festivo y estoy seguro que te sentirás satisfecho. Recuerda que los dulces son otro de los motivos principales que nos llevan al exceso de peso.

Video ThumbnailLlegó diciembre con su alegría, mes de parranda y animación. La Navidad y el Año Nuevo traen consigo mucha rumba y mucha comida, dos cosas que pueden afectar notablemente nuestra imagen corporal. Aunque todos sabemos que es muy difícil resistirse a los placeres del último mes del año, no está de más

8. BEBER MÁS AGUA

Antes, durante y después de las fechas especiales. Antes, durante y después de las comidas. Bebe mucha agua. Intercálala con el vino y la cerveza. Estar bien hidratado es esencial para estos días de comidas tan copiosas.

9. NO PICAR ENTRE COMIDAS

Es difícil tener hambre entre horas en esos días, pero de ser así, no caigas en otro buñuelo o pedazo de natilla. Apuesta por frutas, hortalizas o frutos secos para saciar los tradicionales antojos navideños.

10. NAVIDAD Y AÑO NUEVO NO ES SOLO COMER

Se pueden hacer muchas cosas en diciembre y en familia a parte de comer. ¿Qué te parece si juegas con tus familiares a los diferentes juegos que ha traído Papá Noel? ¿Y si salís a dar un paseo después de la comilona de Noche Buena? ¿Una excursión a la montaña el 1 de enero? ¡No te quedes quieto!

Artículos Relacionados