Los trajes y chalecos lastrados de entrenamiento son utilizados para aumentar la carga deportiva. Son bastante comunes y aportan notables beneficios al rendimiento de los deportistas durante la competencia.

Sin embargo, este tipo de ayudas deberían realizarse en periodos en que se utilicen los mismos niveles de trabajo a alta velocidad que se esperan durante la competición, porque es este tipo de sesión la mas adecuada para mejorar la técnica.

Las cargas que elija deberían depender de los objetivos que ha escogido para el periodo de entrenamiento. Si se utilizan estos objetos de manera inteligente, se conseguirá simultáneamente el desarrollo de la técnica y el acondicionamiento físico. Los entrenadores pueden colocar sobrecargas a los jugadores de élite para estimular su competitividad y forzar a los competidores más dotados a trabajar más duro.

Trajes Lastrados

Stan Plagenhoef ideo un sistema de cintas lastradas ajustables a los diversos segmentos del cuerpo. Cada una de ellas se coloca en un segmento biomecánico especifico. Este sistema es el mejor para sobrecargar a un atleta. El método distribuye la carga sobre cada uno de los segmentos corporales.

Ce’bo, una compañía inglesa, manufactura y distribuye un diseño de traje lastrado (Ce’bo Bodykit) que puede ser adquirido por el publico en general. En la literatura que promueve el Ce’bo Bodykit, la compañía afirma que el traje es «una prenda para el ejercicio que incrementa la resistencia causada por la fuerza de gravedad en el cuerpo del usuario durante el ejercicio».

El traje incluye cuatro secciones: tórax, brazos, muslos y parte inferior de la pierna. Este traje le permite distribuir la carga por el cuerpo para conseguir sobrecargas mas precisas.

Según algunos entrenadores expertos, el traje no esta diseñado para ajustarse a las características biomecánicas del usuario. Sin embargo, preste atención a los avances en esta tecnología porque le aportan nuevos recursos para un entrenamiento mas efectivo dentro de su programa de aumento de la carga deportiva.

Chalecos Lastrados

Las innovaciones en los materiales y los cambios en el diseño en la elaboración de los chalecos lastrados (chalecos mas duraderos, ligeros y ajustados, con capacidad para cambiar los pesos) están mejorando y dando al usuario un rango mas amplio de utilidad.

Un chaleco lastrado debería convertirse en la pieza básica de su programa de sobrecarga deportiva. Este chaleco puede ser utilizado sin riesgo por atletas tanto masculinos como femeninos y puede adaptarse a prácticamente cualquier deporte.

Investigaciones realizadas por Bosco (1985) indicaban que el uso apropiado del aumento de la carga deportiva mejoraba la producción de potencia y colaboraba en el rendimiento de la carrera de velocidad. Se registró un aumento de 10 centímetros en el salto vertical después de tres semanas de entrenamiento.

En dicho estudio se utilizó un incremento en las cargas del chaleco del 8% de la masa corporal la primera semana, 10% la segunda y 12% en la tercera. Los deportistas llevaban el chaleco durante el día y las sesiones de entrenamiento. Los investigadores también sugirieron que el chaleco podía influir en otros aspectos de la producción de potencia.

Elija chalecos cuya carga se pueda aumentar gradualmente, como el chaleco de E-finity. Además, es deseable que se puedan incrementar los pesos en 250, 500 y 1000 gramos. El chaleco con mayor peso se utiliza principalmente para mejorar la fuerza básica; el de peso moderado se emplea para desarrollar su resistencia en carrera de velocidad; y el chaleco de pesos más ligeros es para mejorar el rendimiento a velocidades mas altas con el fin de de mejorar la rapidez y la potencia.

Se puede usar el chaleco fácilmente durante las diversas partes de una sesión de entrenamiento. En general, debe evitar utilizarlo durante los entrenamientos técnicos de su deporte que requieren una precisión considerable.

11Shares

Artículos Relacionados